Cinco muertos en el aniversario de la matanza islamista en Egipto

El Cairo.-Los simpatizantes de los Hermanos Musulmanes organizaron este jueves manifestaciones de protesta en diversos puntos de la geografía egipcia para conmemorar el primer aniversario de la masacre de la mezquita Rabá al-Audawiya, en la que fallecieron centenares partidarios Mohamed Morsi, el rais islamista depuesto en un golpe de Estado el pasado 3 de julio. La policía dispersó violentamente las marchas, provocando la muerte de al menos cinco manifestantes en diferentes barrios de El Cairo, además de heridas a otras varias decenas.

La matanza durante el desalojo del campamento de protesta de Rabá al-Audawiya, que según la ONG Human Rights Watch podría constituir un crimen contra la humanidad, marcó un punto de inflexión en la represión de las autoridades contra el histórico movimiento islamista. La práctica totalidad de su cúpula fue entonces encarcelada y sus miembros están inmersos en una serie de procesos judiciales que podrían acarrearles graves sentencias. De hecho, su Guía Supremo, Mohamed Badie ya ha recibido una condena a la pena capital. La cofradía fue ilegalizada en octubre, y declarada “organización terrorista” en diciembre del año pasado.

A medida que las autoridades han ido apretando las tuercas de la represión, el volumen de las concentraciones periódicas de los simpatizantes de la Hermandad ha ido menguando. Cada una de las manifestaciones del sábado reunió a unos pocos centenares de personas que levantaban pancartas con el símbolo de la masacre de Rabá y gritaban consignas contra el Gobierno del rais Abdelfatah al Sisi. La coalición antigolpe, liderada por la Hermandad, había hecho una llamada a los egipcios a participar en una nueva “ola revolucionaria”.

Según la prensa local, las fuerzas de seguridad arrestaron a más de una veintena de personas en el transcurso de las protestas, que se añaden a las más de 20.000 encarceladas durante el último año. Las cinco víctimas mortales fallecieron en diferentes barrios de la capital. Tanto en las inmediaciones de la mezquita de Rabá al-Audawiya como de la plaza Tahrir se estableció un fuerte dispositivo de seguridad para impedir la llegada de manifestantes.

“En la manifestación delante de la mezquita de Amr Ibn al-Ass, en El Cairo antiguo, éramos unas 500 personas. Enseguida la policía la ha dispersado a disparos. A pesar de las dificultades, continuamos peleando”, explica un joven activista de la Hermandad que prefiere guardar su anonimato. Según la ley, la simple pertenencia a la organización islamista es un delito que se puede castigar con penas de hasta cinco años de cárcel. Sin embargo, ello no ha impedido que la estructura de la Hermandad siga operando en la clandestinidad. Ahora bien, el descabezamiento de la cúpula y el arresto de parte de sus cuadros medios ha dañado la correa de transmisión de un movimiento caracterizado por su jerarquización y disciplina.

Aunque la cofradía reitera en sus comunicados su compromiso con la lucha no violenta, algunos de sus más jóvenes miembros han colgado en las redes sociales mensajes favorables a la lucha armada, lo que da fe de la existencia de un debate al respecto en el seno de la organización. Las autoridades acusan a la Hermandad de estar detrás de buena parte de los atentados contra las fuerzas de seguridad, que durante el último año se han cobrado la vida de más de 250 personas. El último tuvo lugar la mañana del sábado, cuando unos desconocidos que iban montados en una motocicleta abrieron fuego contra un agente de policía en las afueras de El Cairo, provocándole la muerte instantánea.

Mientras la represión a la Hermandad no afloja, su filial palestina, Hamás, ha recibido el reconocimiento reticente de las autoridades egipcias durante las últimas semanas. El director de los servicios de inteligencia egipcios, Mohamed Farid al-Tohami, se ha reunido con varios representantes de la milicia islamista que integran la delegación palestina presente en El Cairo para participar en las negociaciones sobre la guerra de Gaza.

Artículo publicado en EL PAIS el día 14-08-2014

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s